FORT BRAGG, Carolina del Norte, EE.UU.—Un juez militar que preside el proceso contra un general de Estados Unidos aceptó el lunes su declaración de culpabilidad por cargos menores, como parte de un acuerdo con la fiscalía que incluye retirarle los cargos de agredir sexualmente a una capitana bajo sus órdenes.

La audiencia del lunes en Fort Bragg virtualmente detuvo el proceso de alto perfil contra el general de brigada Jeffrey Sinclair.

El acuerdo ocurre mientras las fuerzas armadas norteamericanas continúan lidiando con revelaciones de delitos sexuales en sus filas y presión política para resolver la cuestión.

Comenzó un receso de dos horas luego del anuncio del juez, antes de una audiencia de sentencia.

Se cree que Sinclair es el militar estadounidense de más alto rango que enfrenta una corte marcial por cargos de agresión sexual.

Sinclair, de 51 años, fue acusado dos veces por una capitana subalterna de obligarla a realizarle sexo oral en Afganistán en 2011, durante una relación extramarital que duró tres años.


Advertisement